Opinión

Luis Linares Zapata: El cambio de otros

Se ha repetido, hasta el cansancio, la versión que adjudica a Andrés Manuel López Obrador (AMLO) la captura del profundo hartazgo social. A este merecimiento se atribuye, como derivada, su triunfo arrollador. Y es casi un hecho comprobado tal correspondencia. Hay, sin embargo, muchos otros factores que han quedado ocultos en esta generalizada interpretación de lo ocurrido. Tal parece que una feliz concurrencia entre ese hartazgo y la oportunidad del opositor al sistema fue el ingrediente decisivo en la competencia pasada. Para fines de análisis, esa versión soslaya o disminuye el trabajo, dilatado, repetitivo, extenso hasta lo extenuante y por demás meticuloso que abarca, cuando menos, una década completa. El cometido ambulante del candidato de Morena no fue gratuito o improvisado. Trató, en efecto y con meticulosidad, de despertar, alertar y ensanchar la conciencia política del pueblo. Abarcó la prédica sobre la propia situación de cada uno de los oyentes y, sobre todo, del futuro que les aguardaría de seguir prevaleciendo las cosas como están.
Source: Opinión

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *